Las mejores Tapas de Barcelona

Barcelona es una ciudad en la que la buena comida no falta nunca, especialmente la servida en forma de sabrosas tapas, es decir, pequeños platos de diferentes manjares que pueden ser compartidos en compañía. Si paseando por las calles de la ciudad no puedes evitar resistirte a los perfumes invitantes procedentes de muchísimos locales que encontrarás, aquí tienes algunos consejos para elegir los bares en los que comer las mejores tapas de Barcelona.

Pincho
Pincho

Probar tapas en todos los barrios de Barcelona

En el barrio de Poblenou hay un bar donde las tapas son abundantes y fantasiosas, manteniendo el gusto de la tradición: Bitácora se sitúa en la Plaza de la Unión 4 y dispone de dos entradas: una se asoma sobre un pequeño patio donde es agradable comer en verano, al fresco de la brisa procedente del mar. Algunos platos aconsejados son el tartar de atún y aguacate y las patatas bravas, cortadas de forma rústica y con la piel... ¡pruébalas!

En el barrio de Vila de Gracia, en uno de los ángulos de la alegre Plaza del Sol, tiene sede un pequeño bar que funciona las 24 h: en Sol Soler puedes desayunar, comer, tomar un aperitivo o cenar con una de las deliciosas tapas como las patatas bravas (aquí la salsa brava es exquisita) o una sustanciosa porción de tortilla ... ¡la hacen altísima!

Un lugar de estilo único en Barcelona es La Champagneria,cuyo verdadero nombre es Can Paixano. Este increíble local se encuentra en el Born, a la que se accede por el Carrer de la Reina Cristina 7 y es verdaderamente especial: para empezar, no existen sillas o mesas en las que apoyarse, es necesario estar de pie. Aunque este detalle pueda parecer inicialmente incómodo, pronto te darás cuenta de que es fuente de diversión: será más fácilmente comprensible mientras se saborea un plato de chorizo y se bebe el típico vino rosado en copas largas y estrechas... perfecto para un aperitivo con los amigos (el local cierra de hecho a las 10 de la noche).

Para finalizar, si nos dirigimos a la zona de la Sagrada Familia, se podrá probar el restaurante Singular, situado en el Carrer Sardenya 321. Este local es un espacio abierto donde no existe la barra del bar y los camareros trabajan en total transparencia delante de los clientes. Las tapas del menú van desde aquellas más tradicionales a las más originales, como el carpaccio de ternera con fruta y miel. Aquí se pueden acompañar platos de quesos catalanes a deliciosos vinos rojos o blancos y trascurrir el tiempo en total tranquilidad con los amigos o la familia.

Para no llegar sin preparar en el momento de la orden en la mesa, lee el artículo sobre las más famosas tapas que probar en Barcelona.

Uno de los bares de pinchos en Carrer Blai
Uno de los bares de pinchos en Carrer Blai

Comer Pinchos en el Carrer Blai

Un tipo de tapas muy peculiares y capaz de sorprender siempre son los famosos pinchos: pequeñas rebanadas de pan ricamente cubiertas por ingredientes sabrosos como tortilla, salmón y aguacate, porciones de carne, quesos y embutidos, croquetas fantasiosas y dulces. Normalmente los pinchos son las tapas típicas de la región del País Vasco, pero en Barcelona es posible encontrar, uno tras otro, locales especializados en esta divertida oferta culinaria: es suficiente con ir a Carrer Blai. Situada en el corazón de Poble Sec, para llegar a esta calle será suficiente con bajar en dicha parada del metro, en la línea verde L3. Cada pincho cuesta normalmente 1 euro (los más sencillos) o 1,20 (los más elaborados) y es importante conservar los palillos de madera que fijan los ingredientes a la base del pan, para poder pagar la cuenta final.

Si estás buscando una alternativa a las tapas, en Barcelona puedes probar sabrosas hamburguesas y bocadillos a la hora de la comida y pasar una noche especial en uno de los restaurantes que crean una atmósfera mágica en la ciudad.

contentmap_plugin
 
Show comment form